Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2009

Buscando ciudades invisibles

Imagen
Marco Polo describe las calles, los pasos, las luces, los sueños, las nubes... de cada ciudad que encuentra, que inventa, que imagina, que anhela. Unas y otras ciudades son distintas: tienen nombres diversos que las denominan y, sin embargo, no es ese el motivo que las diferencia, sino la mirada que Marco Polo lanza sobre ellas. De igual modo, nuestra particular mirada es la que diferencia unas ciudades de otras. 
En el libro Las ciudades invisibles, de Italo Calvino, Marco Polo habla de ciudades inventadas, las describe tal como él las ha sentido, las relaciona con las partes del cuerpo, con los adjetivos, con las pasiones. Sin embargo, entre tanta metáfora, en un momento de debilidad, Marco Polo reconoce que para él sí hay una ciudad de la que nazcan todas las que él narra. Esa ciudad es Venecia y todas parten de ella. Es entonces, cuando se le sabe "el truco", cuando parte del mito cae, cuando la imaginación pierde puntos en el juego a muerte contra la reali…

Al aroma de un capuccino

Si llegas a una cafetería y pides después de comer un 'cappuccino', aunque lo digas con el más perfecto acento italiano, sabrán inmediatamente que eres español. El capuccino, indudablemente, en ningún sitio como en Italia, pero en la 'colazione' (desayuno), te dirá rápidamente un nativo del país. Después de comer, un italiano se beberá, de un sorbo, un 'espresso' bien caliente.
La afición al café en Italia es indiscutible y la espuma de sus capuchinos, inmejorable. Si la cultura de la comida lo abarca todo a base de 'pizza, pasta e gelato', la del café no se queda atrás. La prueba más evidente es la cantidad de cafés emblemáticos que se reparten por todo el país. Como expresó Antoni Martí Monterde en su libro Poética del Café, estos lugares han sido, a lo largo de la historia, focos de la cultura y la vida social de una ciudad, espacios "de la modernidad literaria europea". Por ello, el viajero que quiera adentrarse en la cultura pasada y prese…