Ocio para familias noctámbulas

Las noches de verano, además de para soñar, dan para hacer una gran cantidad de actividades. Desde observar la luna o dejarse envolver por la música y el cine hasta enamorarse de unos delfines.



Comentarios

Entradas populares de este blog

10.000 noches en ninguna parte

El tiempo máximo de permanencia en el CETI pasa de 11 meses en 2011 a 19 en 2012

Entrevista a India Martínez